PedaResi Sport | RUTH ACEDO APRENDER DE LAS ADVERSIDADES
16204
post-template-default,single,single-post,postid-16204,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,side_area_uncovered_from_content,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.12,vc_responsive
 

RUTH ACEDO APRENDER DE LAS ADVERSIDADES

RUTH ACEDO APRENDER DE LAS ADVERSIDADES

La entrevistada de hoy, a pesar de su edad, es todo un ejemplo a seguir dentro y fuera del terreno de juego. Podemos destacarla como una compañera, capitana y persona diez, pero sobre todo, una persona capaz de sobreponerse a todas las adversidades, como fue su lesión de rodilla. No lo ha tenido nada fácil, pero ha seguido luchando, trabajando y siendo constante consigo misma para alcanzar su principal objetivo. A día de hoy, está más que preparada para demostrar todo su potencial y por encima de todo esto, volver a disfrutar sobre el verde y a nuestro lado.

PRESENTACIÓN

Ella es Ruth Acedo, jugadora del Málaga Club de Fútbol Femenino y estudiante de enfermería en la Universidad de Málaga. Comenzó a jugar en la Federación desde los seis años hasta los doce en un equipo completamente de niños. Después, pasó a jugar en el Atlético Juval donde coincidió con su amiga María Farfán, siendo las dos únicas niñas del equipo. Estuvo allí hasta comenzar su andadura en las filas del Málaga, desde cadetes hasta el primer equipo que es donde se encuentra actualmente

ENTREVISTA

  • ¿QUÉ TE OCURRIÓ?

El 18 de agosto de 2019, en el primer partido de pretemporada, sufrí una rotura de ligamento cruzado en un mal gesto. Asistí a varios médicos para pedir consejo, ya que mi rodilla seguía estable y quería seguir jugando. Tras esto, decidí seguir, a pesar de que en las pruebas médicas realizadas se veía que el ligamento estaba roto. Así estuve hasta el 28 de octubre, cuando en un entrenamiento volví a hacerme daño y mi rodilla volvió a crujir. Además del ligamento que ya estaba roto, sufrí la rotura del menisco externo. Después de todo esto, decidí hablar con el cirujano y operarme finalmente el 6 de noviembre

  • ¿CÓMO TE SENTISTE?

En un primer momento cuando percibí el crujido, sentí muchísimo miedo e incertidumbre con la situación, ya que no sabía lo que me ocurría y nunca había vivido algo similar. Cuando tomé la decisión de seguir entrenando, me frustraba mucho conmigo misma, pues no me encontraba bien. No conseguía entender qué me pasaba ni el motivo por el que no podía ser como antes de la lesión.

Cuando me volvió a pasar, sentí un alivio en mí, ya tenía la solución de ello sí o sí y era operarme, aunque esto no quitaba que siguiese sintiendo  mucho miedo e incertidumbre de todo lo que se me venía adelante ya sabía todo lo que iba a pasar. 

Todo deportista siempre busca no alejarse de la competición y su día a día deportivo; pero existen ocasiones donde es mejor dejarse guiar por los profesionales.

  • ¿CUÁLES FUERON TUS MAYORES APOYOS? 

Desde el primer momento mi familia se volcó conmigo, ya que siempre me han apoyado con el fútbol. También estuvieron mis amigas, compañeras y cuerpo técnico. 

Cuando me operé, mi madre tuvo que pedirse dos semanas de vacaciones para ayudarme y cuidarme en mi día a día, pues en esos momentos no me podía valer por mí misma, al igual que estuvo conmigo toda mi familia. Además, mis amigas estuvieron en todo momento, no me dejaron sola, ayudándome a sentirme mejor y llevar esta situación de forma más llevadera. 

Como profesionales siempre recomendamos rodearnos de nuestros seres queridos durante un proceso de rehabilitación y reducación tras una lesión.

  • ¿CUÁLES FUERON TUS PUNTOS DÉBILES? ¿Y LOS FUERTES? 

Mi punto débil, sin ninguna duda, fue mi cabeza en esos momentos de miedo e incertidumbre, donde te puede jugar una mala pasada. A pesar de esto, pienso que he aprendido a gestionarla siendo este uno de los aprendizajes más positivos que me he podido llevar durante mi lesión. 

Mis puntos fuertes fueron las personas que me llevó durante este proceso, los profesionales que me han acompañado en este periodo de readaptación y, sobre todo, la gente que me ha apoyado en todo momento haciéndome sentirme querida por todos y todas.

Siempre hay que buscar un grupo de profesionales que te ayuden y asesoren durante los diferentes procesos y fases de recuperación tras este tipo de lesiones.

  •  ¿CUÁL FUE EL LADO POSITIVO DE ESTA SITUACIÓN? 

He sacado muchísimos aprendizajes de esta lesión, ha sido la primera vez que me he parado a conocerme a mí misma, saber cómo me siento y a gestionar mi cabeza, algo que nunca había hecho. También me ha permitido darme cuenta de lo afortunada que soy por practicar el deporte que quiero, ya que cuando no lo tienes lo echas mucho en falta. Sobre todo, me ha servido para valorar cada entrenamiento, partido y momentos con mis compañeras. En definitiva, creo que me ha hecho valorar ahora todo muchísimo más.

Como bien nos comenta la protagonista, una lesión puede ayudarnos a conocernos y redefinir quienes somos.

  • ¿QUÉ TE MOTIVÓ A SEGUIR? ¿FUE FÁCIL O DIFÍCIL? 

Tenía muy claro que tenía que volver sí o sí, ese fue el objetivo que me marqué. Me he encontrado con muchos obstáculos y complicaciones durante todo el proceso, siendo uno de estos el confinamiento. Han sido tres meses sin poder salir de casa y  sin poder realizar mi proceso de recuperación tal y como debía. A pesar de ello, mi padre tenía material deportivo en casa y pude adaptarme a la situación trabajando de manera constante para poder volver. 

Ha sido un proceso muy complicado, obvio, pero con actitud y ganas de volver a disfrutar de lo que más te gusta, siempre tienes el doble de motivación para poder seguir. 

Todo objetivo es una motivación para los deportistas. Hay que tener un objetivo real y desengranarlo en objetivos más específicos y diarios.

  • Y AHORA, ¿CÓMO TE SIENTES?

Me siento muy feliz de haber cumplido mi objetivo, tenía miedo de no volver a ser la misma, pero ya no voy a ser la misma de antes. Después de esta lesión me siento una Ruth más completa y que vive y disfruta más las cosas al máximo.

Como podemos comprobar, a pesar de las adversidades y obstáculos que ha encontrado a lo largo de su proceso de recuperación, ha sido capaz de afrontarlos y, sobre todo, seguir adelante hasta alcanzar su objetivo. Sin lugar a duda, un claro ejemplo de persona resiliente, soportando las dudas e incertidumbres, afrontando las diversas situaciones de su día a día, además de adaptarse a ello, pero sobre todo conocerse a sí misma para seguir creciendo tanto como persona como jugadora. 

 

AUTORA ENCARNI CARNEROS
pedaresisport
info@pedaresisport.es
No Comments

Post A Comment